Países de UE, sin España, firman un tratado internacional para crear el tribunal de patente única

Patente única

Los países de la UE quieren avanzar en el tribunal de patentes / SINC

Los países de la Unión Europea (UE), a excepción de España, Polonia y Bulgaria, firmaron el acuerdo internacional, al margen del marco comunitario, por el que se creará un tribunal para dirimir los conflictos que puedan surgir al ponerse en marcha la futura patente única europea.

Esta corte garantizará la aplicación uniforme de la legislación relacionada con la patente única europea en el territorio de los países firmantes, indicó el Consejo de la UE en un comunicado.

La firma tuvo lugar en el marco de un Consejo de Ministros de Competitividad de la UE (Mercado Interior, Industria e Investigación).

España, que no apoyó la creación de la patente al considerar que su régimen lingüístico discrimina su idioma, tampoco participó hoy en la ceremonia de firma del acuerdo sobre el tribunal.

Tampoco lo firmó Bulgaria, que está a la espera de completar un procedimiento a nivel interno para poder proceder a ello, ni Polonia, país que recientemente se ha replanteado su apoyo a la creación de dicho tribunal, mientras en el país parte del Parlamento y la industria debaten sobre su conveniencia, explicaron a Efe fuentes comunitarias.

El tribunal de la patente única se establecerá al margen de la legislación comunitaria tal y como lo solicitó el Tribunal de Justicia de la UE, de forma que fuera compatible con las leyes europeas existentes, recordaron.

El Consejo también insistió en que los países que no han respaldado la legislación de la patente “tienen la puerta abierta” para hacerlo cuando deseen.

Para sacar adelante la patente única, los países y las instituciones de la UE han debido negociar durante 30 años las tres “patas” legislativas sobre las que se asienta: dos reglamentos comunitarios sobre la creación de la patente y su régimen lingüístico, y un tratado internacional, fuera del contexto comunitario, para establecer su tribunal.

España e Italia fueron los dos únicos países de la UE que no respaldaron los reglamentos de creación de la patente -adoptados el pasado diciembre mediante el llamado procedimiento de “cooperación reforzada”, sin la unanimidad de los Estados miembros- por estar en contra de su régimen lingüístico.

La creación de la patente tendrá un impacto real para Europa“, indicó en una rueda de prensa el ministro irlandés de Empleo, Empresa e Innovación, Richard Bruton -cuyo país preside este semestre la UE-, quien destacó que el precio de las patentes se reducirá significativamente.

La UE calcula que, una vez se hayan concluido todos los procedimientos necesarios a nivel comunitario y nacional en los países firmantes, se pueda registrar la primera patente única en la primavera de 2014.

Por otra parte, durante el consejo de Competitividad, los ministros europeos también tuvieron la oportunidad de debatir sobre la llamada “encuesta de crecimiento anual” de la UE, un tema que será abordado igualmente por los líderes comunitarios en la cumbre que celebrarán los días 14 y 15 de marzo.

La Comisión Europea presentó en noviembre pasado la encuesta de crecimiento correspondiente a 2013, que sirve para analizar los avances en materia de crecimiento y empleo de los países, a los que anima a dar prioridad a la consolidación fiscal, normalizar la concesión de créditos, promover el crecimiento y la competitividad, atajar el desempleo y modernizar las administraciones públicas.

Además, hicieron un balance de la revisión en marcha del reglamento de Registro, Evaluación y Autorización de Químicos (REACH, en sus siglas en inglés), que data de 2007, apuntó Bruton.

El artículo tiene 0 Comentarios

¿Qué opinas?