Científicos de Universidad de Harvard y de otros centros clínicos y de investigación de Estados Unidos, Francia e Italia, han demostrado una inesperada relación entre el primer gen que pudo asociarse al lenguaje humano, denominado FOXP2, y la gravedad del cáncer de mama, ocasionada por las réplicas del tumor, conocidas como metástasis, que se diseminan ...